Hay muchos tipos de corredores, más rápidos, más lentos, mas profesionales, más amateur, más aventureros o menos y más carismáticos……este es el caso que nos ocupa hoy. Desde que tengo la suerte de conocerle es de esas personas que aportan, que siempre tienen un buen gesto o una palabra de aliento en carrera, un tipo con un montón de kilómetros en la ultradistancia por todo el mundo. Esta vez tengo la suerte de compartir en primicia sus aventuras por la Patagonia……con todos ustedes: Samuel Arroyo.

Lo que empezó siendo un sueño, correr en la otra parte del mundo sin querer en pocas semanas se convirtió en una realidad  y me veo en la otra parte del mundo corriendo uno de los eventos mas importantes de Sudamérica en cuanto a ultras se refiere.

Como siempre con Lidia de compañera, aunque en este caso no puede correr ,me cojo la maleta y gracias a mi buen amigo Vicente Consoli, al que conoci en Transvulcania, me encuentro en Cerro Catedral días antes de la carrera viendo la estación de esquí de Cerro catedral ,centro neurálgico del esquí en Sudamerica, donde de la mano de Flor Gosch, una antigua muy buena raider Argentina, pasamos unos días ,aclimatando y descubriendo maravillosos lugares.

Días antes de la carrera nos aproximamos en bus(un espectador más de esta historia,luego veremos por qué) a San Martin  de los Andes, a los pies del lago Lacar ,donde nos está esperando Vicente, para llevarnos a donde nos alojaríamos los días siguientes.

Acreditaciones, charlas con la gente de EMTX, grandes organizadores del evento, fotos,algún reconocimiento de la carreray  visitas por San Martin de los Andes ocupan nuestro tiempo hasta que llega la mañana de la carrera.

La carrera empieza a las 7,30 de la tarde ,hora bastante inusual, me levanto e intento dejar todo preparado para luego tener todo el dia para descansar tranquilo, voy preparando todo lo que necesito ,las bolsas que voy a dejar en los avituallamientos hasta que llega la hora de meter algunas cosas en la mochila, la busco y…. la mochila donde está? Vuelta a la habitación, la ponemos patas arrba y la mochila no esta, Ostras, Houston tenemos un problema, preguntamos por el alojamiento,preguntamos si la  dejamos cuando llegamos, en la entrada, nada, visitas a todos los sitios donde hemos estado a ver si nos habíamos dejado la mochila, porque la verdad que la perdí la pista desde el momento que llegué a San Martín.

Vueltas y vueltas y la mochila no esta y lo peor sin idea de donde puede estar la mochila, llegamos a ir a la estación de bus, a ver si nos la habíamos dejado allí y nos dicen que no, pero que si queremos que vayamos a las 6 45 a esperar al bus que viene de Bariloche a ver si la tenían ellos.

Con estas,Vicente me deja algo de material que me falta, Lidia su mini mochila, y hago algún apaño mas para poder llevar lo que necesito, paso un bonito dia de carrera,lo ideal para llegar descansado a la salida jejeje.

dorsal

Logro descansar algo, y a las 6 30 yo me piro hacia la salida y Lidia hacia la estación del bus a ver si suena la flauta, y sono…….Media hora más tarde llega Lidia con una sonrisa de lado a lado de la boca y con la mochila,se había quedado en el bus que nos trajo y el chofer la había guardado.

Bueno pues cambio de mochila y parece que la cosa pinta bien.

Son las 7,30 , salimos unas 150 personas(,es la carrera con menos gente del evento,son 6 carreras con casi 3000 personas en total), para recorrer casi 135 kms y cerca de 8000 positivos por los alrededores de San Martin, una bonita salida ,con bastante gente  por las calles, cuando me doy cuenta, estoy con el frontal encendido,y casi solo,se marcha un grupo muy numeroso por delante, se queda otro por detrás y yo bastante en medio.

La carrera debe ser muy bonita, pero las 13 horas de noche que nos acompañan la desvirtúa un poco,me encuentro corriendo bastante ,terreno bastante arenoso y con arena, solo los avituallamientos que hay cada poco tiempo me sacan de la rutina, la noche no me gusta mucho y si encima solo hago correr y correr ,pues no me divierto mucho, a las 4h se me apaga el frontal sin avisar, sabia que no había cargado bien la batería pero pensaba que habría durado más, me encuentro en medio de la nada y sin luz, espero a que venga alguien, pero nada, he abierto un buen hueco con la gente de atrás ,como puedo me apaño y a ciegas pongo las pilas , esto es otra cosa, al poco tiempo me empiezan a pasar como obuses, son la gente de la carrera de 100 que ha salido de un sitio cercano de donde estoy y acaban de salir , por lo que voy un rato un poco incómodo,dejando pasar a la gente y no cogiendo el ritmo.

Despues de 5h y media y 40 kms llego a Corfone, con bastante frio, aunque voy de largo creo que no tengo la ropa adecuada para esta temperatura, tomo algo caliente ,me lo tomo con calma,porque veo que hoy no es el dia e intento alejar los malos pensamientos en mi carrera, en este punto me despido de los corredores de 100  con los que me volvería a encontrar un poco más tarde ,ya para hacer el recorrido juntos, si antes iba con la cabeza de los de 100, les vuelvo a pillar pero ahora con la cola, por lo que sin querer voy ralentizando aun más el paso,por lo estrecho del camino, subo al cerro Colorado, una de las 2 subidas importantes de la carrera, lo demás de la carrera es un sube y baja donde se acumula el resto del desnivel, mucho frio en la cima , y un buen atasco en la bajada donde voy haciendo malabares para adelantar a gente, al fin llego al km 58, después de retrasarme bastante ,con mucho frio al primer sitio donde tengo la mochila Colorado, allí me lo tomo con un poco calma ,me cambio entero,tengo ropa mojada y voy incómodo, la cabeza va chunga , me tomo un caldo ,intento salir y me doy la vuelta.

lago

No tengo ganas de correr más ,no voy ,tengo mucho frio y en el calor se esta muy bien, cuando estoy a punto de dejar el dorsal, un chip salta en mi cabeza y me dice,no has visto una mierda de esta carrera y cuando va a salir la luz y ver las bellezas donde estas corriendo te  vas?? Pues no, me vuelvo a levantar , y aunque sea andando acabo la carrera y asi será.

 

Van pasando las horas, cogiendo grupos de los de 100 ,de los míos muy contados,me imagino que voy bastante atrás, van pasando las horas ,amanece y el cuerpo cambia, empiezo a ver paisajes, ver los bosques por donde transita la carrera, poco a poco me siento mejor,voy agarrando alguno de los 130 y bastantes de los de 100, llego al siguiente sitio donde tengo bolsa km 84 en casi 14 h, el ritmo más bien lento, pero me olvido de ello, ahora lo importante es llegar, me queda una subida potente y luego lo demás sube y baja tendiendo para abajo.

Entro en un bosque de coihues, una cosa parecida a las secuoyas, un poco mas pequeños,estamos en parque nacional y allí no se toca nada ,si hay árbol caído pues se pasa por encima, y si hay 2 juntos pues los escalas,pues asi durante 2h , saltando arboles, y corriendo con hierbas altas por la cintura sin ver los pies, divertido, si antes me toco pasar cientos de arroyos,con y sin agua ,ahora me toca saltar cientos de arboles caídos.

salida

Llego a Coihue km 100 en 16 41,muy animado, una subida potente y todo más fácil, me avisan que no haremos cima,que  llegaremos a un punto ,volveremos a bajar a este control y luego iremos por otro camino para enlazar con el avituallamiento que nos tocaba y retomar la carrera, alargamos 3kms la carrera y encima veo que voy a coincidir con los de 70 kms, romería para subir , y dejando pasar a los que bajaban, e imposible pasar con los que subía, los de la mitad para atrás de 100 y la cola de la de 70.

Por mis cojones llego, pero creo que de la mala leche, 2h me cuesta este tramo de poco mas de 6kms, y alguna bronca con la gente, además terreno muy arenoso ,que tengo que parar a vaciar las zapatillas de arena.

Como puedo llego a Quilanahue ,como algo que tengo hambre, y 27 kms a meta, intento correr y correr y eso hago hasta que se apaga la pila, sabia que iba justo de kms,y aunque fui lento las patas dijeron hasta aquí, bueno pues las ganas de llegar pueden más que nada y voy descontando kms y cogiendo ganas,por los tiempos creo que hare menos de 23h,  ultimo avituallamiento que bien 9 kms, una pequeña subida y todo bajada, jajajajj, me río,justo salir del ultimo avituallamiento ,me da la risa, a vadear un rio con agua hasta las rodillas, se mezcla la arena que llevo con el agua, y forman un buen batiburrillo en mi zapatilla ,intento correr algo, pero poco ya ,ultima subida , y 6kms meta, un militar me dice todo para abajo y meta,  y yo ingenuo me lo creo, 1 km de bajada ancha y rápida, logro bajar a buen ritmo y mas feliz que una perdiz en menos de 23 h en meta, jajaj. Llegamos a una pista y en vez de ir para abajo, es para arriba, pues  hala San Martin abajo y nosotros para arriba no mucho ,pero lo suficiente para no poder correr, asi durante casi 3kms y bastante cansado, hasta que por fin ,agarramos el sendero de bajada, viendo el lago Lacar al principio y por un bonito bosque al final ,bastante técnico, y con la luz ya puesta otra vez,no hacía falta, pero te obligaban a poner, por fin llego a la ciudad y 500 m a meta, lo mejor una recta inmensa donde veo la meta al final,mucha gente en la calle,me cambia el rictus de la cara y disfruto estos 500 metros como no lo he hecho en toda la carrera, hasta puedo correr bien, cojo mi espacio para llegar solo y disfrutar.

pata

Oigo mi nombre ,veo a Lidia y después de 23h 36 m vuelvo al lugar donde parti, Cuando no hay mas contigo Tomás, feliz por volver a acabar una carrera, un abrazo con Lidia y a disfrutar, que la carrera y el sitio lo merece.

Quizas no sea la carrera mas bonita que he corrido, pero seguro que la mejor organizada donde he estado,!!!

Evidentemente sitio para conocer

Gracias Patagonia Run!!

Texto y fotos: Samuel Arroyo y Patagonia RUN